Sexologa Clinica

Sexologa Clinica
Psicoterapeuta.

jueves, 23 de octubre de 2014

La marcha atrás

Empecemos este post si os parece, con una opinión completamente personal: El coitus interruptus o marcha atrás es una MIERDA

sacalo-300x343

Vale, después de decir esto, que queda a lo mejor poco elegante pero creo que es bastante claro, desarrollemos el tema para ver porque digo esto.

Este método anticonceptivo, por llamarlo de alguna manera, esta documentado desde hace más de dos mil años y, según la Wikipedia, en el año 1991 fue utilizado por 38 millones de parejas. Como han calculado esto o en que estudios se basan? ya ni idea, pero nos vale para hacernos una idea de que, a pesar de la cantidad de información sobre métodos anticonceptivos que hay en la actualidad, es un método aún bastante extendido.

Pero me he saltado el comienzo, la definición, por si algún despistada aún no sabe de que estamos hablando.

El coitus interruptus o marcha atrás consiste en la retirada del pene de la vagina justo antes de la eyaculación, evitando así que el esperma entre en contacto con la vagina y, en teoría, evitando así el embarazo.



Como teoría esta bien, aunque con muy evidentes fallos. Pero empecemos antes por sus ventajas, que las tiene, no voy a decir solo lo malo.

Ventajas de la marcha atrás:

- No cuesta un duro, lo cual es una ventaja muy evidente, aunque si falla como se suele decir “lo barato sale caro”.

- No tiene los efectos hormonales que puedan tener otros métodos, como la píldora o el implante subdérmico por ejemplo.

- No se te estropea en la cartera si llevas mucho tiempo sin usarlo, como nos ha pasado a much@s con los condones o preservativos, sobre todo en la adolescencia.

- No te tienes que preocupar de si te has tomado la píldora, tienes condones, has tomado las medidas oportunas o lo que sea, siempre está a mano (bueno, lo de mano… más bien sería en otra parte del cuerpo)

Y ahora pasemos a la otra parte.

Inconvenientes de la marcha atrás:

- Las enfermedades de transmisión sexual: este método es completamente ineficaz con ellas.

- El liquido preseminal o fluido preeyaculatorio, que es una secreción lubricante producida por las glándulas de Cowper, que por si misma no contiene espermatozoides, aunque algunos estudios indican que si contienen cantidades mínimas de estos por lo visto, pero en el caso de que sea la segunda eyaculación seguida puede arrastrar espermatozoides de la primera.

- Efectividad, que aunque en algunos estudios indiquen que teniendo un completo control de la eyaculación (lo cuál no es fácil) su eficacia puede ser igual a la de un preservativo (alrededor de un 96%) a diferencia del condón, que si falla lo ves al momento pudiendo tomar las medidas oportunas tipo la píldora del día después, aquí para saber si ha fallado o no, a no ser que sea muy evidente, toca esperar a ver si hay un retraso en la menstruación.

- Y para terminar, aunque no por ser la última es la menos importante ni mucho menos, los factores psicológicos, que no se a vosotras pero a mi me pone de una mala leche… (no, no me refiero al chiste fácil con lo de la leche).

Si eres mujer dependes absolutamente del control que tenga el hombre en la eyaculación, lo que hace que no andes tranquila y puede generar ansiedad hasta la siguiente vez que baje la regla.

Y si eres hombre tienes que estar pendiente de la eyaculación, del momento, perdiendo así concentración en lo que estas haciendo no pudiendo dejarte llevar simplemente, lo cual reduce el placer y la espontaneidad, se crea una tensión que hace que la relajación y el disfrute sea bastante más complicado.

Vamos, que como podéis ver no estoy yo muy a favor de este método. Otra cosa es los coitus interruptus esos en los que cuando estás en el tema, te cortan el rollo de repente, porque aparece una visita inesperada, como un hijo, algún familiar, un extraño… depende de donde y cuando estés realizando el acto sexual vaya, pero ese es otro tema.

No hay comentarios:

Publicar un comentario