Sexologa Clinica

Sexologa Clinica
Psicoterapeuta.

lunes, 28 de abril de 2014

La Biblia del sexo Inteligencia sexual

Inteligencia sexual.
Un ser que es inteligente sexualmente es aquel que sabe disfrutar con totalidad de su sexualidad. Teniendo en cuenta que la nutrimos a través de nuestras vivencias personales y la de nuestro entorno afectivo, de lo que nos hace disfrutar y de lo que nos causa tristeza así como de la cultura que cada uno de nosotros tiene. Nadie nace con inteligencia sexual, se va adquiriendo con el tiempo, por eso es muy importante que cada persona se conozca y sepa que es lo que quiere, lo que desea y como conseguirlo. Un error muy grande que cometemos es darlo todo por satisfacer a nuestra pareja olvidando nuestra propia satisfacción personal.
Las personas menos inteligentes sexualmente sufren muchos conflictos, no tienes sus ideas claras y sus relaciones terminan siempre con dolor porque hay muchas confusiones en su vida sexual. Pero si reeducamos nuestros pensamientos no está todo perdido, ya que la sabiduría sexual es una facultad que se puede medir, considerar  y sobre todo desarrollar. Ser sexualmente inteligentes,  tener una vida sexual mejor,  no depende de la suerte, de la belleza o del destino, sino de habilidades que las personas pueden adquirir, desarrollar  y dominar con el tiempo.

Por consiguiente, la inteligencia sexual es algo a lo que todo el mundo puede aspirar razonablemente y trabajar para mejorarla cada día hasta conseguir su deseos anhelado. Gran parte de nuestra existencia está orientada directa o indirectamente al sexo, somos seres sexuales,  pero contrariamente a lo que debería ser, no todo el mundo consigue una estabilidad emocional en su vida sexual. Muchísimas personas inteligentes conviven con pasiones que conducen al desastre o con una vida sexual frustrante e insatisfactoria o inexistente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario